guardar_casco_moto

Buenas (y malas) ideas para guardar el casco de tu moto

¿Dónde guardas tu casco? ¿Eres de los que te has llevado más de un susto porque no sabes o no recuerdas dónde lo pusiste? ¿O lo has dejado en un sitio poco seguro y se ha acabado llevando algún golpe? Hoy te ofrecemos algunas buenas ideas para que tengas tu casco siempre protegido y te detallamos algunas otras malas que es mejor evitar si quieres que te dure muchos años o no te lo roben.

Así sí...

Bolsas portacasco

bolsa-portacasco-tucano-urbano

Tener una bolsa portacasco es una de las primeras opciones acertadas tanto para guardar un casco como para transportarlo ya que puedes colocártela tipo bandolera. No es un artículo caro, pero es fundamental sea impermeable y de tacto suave para evitar, por un lado, que el casco se moje y, por otro, que se acabe arañando. Además, hay modelos como este de Tucano Urbano que permite pasar un candado de rótula o de cadena para asegurar el casco si quieres dejarlo colgado en tu moto. Quizás su punto débil es que su material es fino lo que puede dejar el casco desprotegido en una caída.

Mochilas

bolsa-shad-zulupack-sw22m_s

Es otra posibilidad si, además de transportarlo y guardarlo, quieres que tu casco esté protegido si, por casualidad, acaba rondando por el suelo. Las hay más rígidas como esta de Shad SB22 que podrás llevar como una mochila a los hombros. También tiene la ventaja de que puedes convertirla en una bolsa de depósito y así, por el mismo dinero, cumplirá un doble objetivo. Cuando aparques te servirá para llevar el casco de una manera cómoda y cuando estés en marcha te ofrecerá un sitio extra donde llevar más equipaje o, incluso, un casco de repuesto.

Otra mochila multifunción que nos parece interesante es el modelo Shad Zulupack SW22M con una solución portacasco integrada muy original. Aparte de ser impermeable, tiene una alta resistencia a la abrasión y a los rayos UV. Además, su estructura de PVC y Nylon 420D junto con el dorso en EVA Foam la hacen especialmente dura. En cualquier caso, ten en cuenta que si usas el portacasco, éste quedará a la vista.

Baúles

Sin duda, la mejor opción para guardar el casco, bajo nuestro punto de vista, es un baúl. Ahí sólo tú sabrás que lo tienes. Si el baúl tiene la suficiente seguridad no tienes por qué tener sustos. Te decimos esto porque hay moteros que aseguran que les han abierto el baúl para robarles el casco, pero no suele ser lo más habitual. En cualquier caso, si tu moto duerme en la calle, lo mejor quizás sea que saques todos los objetos de valor cuando aparques. Existen muchas opciones en el mercado. Nosotros hicimos hace escasamente un mes en nuestro blog un monográfico sobre baúles que te invitamos a que leas detenidamente.

Así no...

Llevar el casco en la mano

Hay quien dice que llevar el casco en la mano es la mejor manera de tenerlo localizado a coste 0. Sin embargo, no estamos de acuerdo ya que será muy raro que no haya un momento en el que deposites tu casco sin ningún tipo de protección en algún lugar donde puede pasar de todo. Desde que te despistes un minuto y te lo roben hasta que, sin querer, te lo tiren o te lo mojen. Si tienes en cuenta que protege tu cabeza, estamos convencidos de que merece la pena que no escatimes y te compres, al menos, una bolsa portacasco.

Cogerlo por la mentonera

Cada vez que lo vemos nos dan ganas de decir que un casco no es un bolso o algo que se pueda transportar de cualquier manera. Es un elemento de protección en carretera, de hecho, el único obligatorio. Si lo agarras por cualquier sitio como la mentonera, la visera o hasta la pantalla, correrás el riesgo, no sólo de de estropear estos elementos, sino de quedarte con ellos en la mano y que el casco se te caiga.

Colgarlo del puño de la moto o en los retrovisores

Es una costumbre muy extendida. Llegas al garaje de tu casa, te quitas el casco y la correa del cierre te sirve para colgarlo del retrovisor o del manillar. Mala idea, amigo. Algún día se te acabará cayendo o, posiblemente, se te acabe cayendo muchas veces. Con cada golpe el casco sufre y es una pena que inviertas un dinero en seguridad, pero que te relajes y no adoptes unas buenas pautas de mantenimiento.

Forzar el asiento de tu scooter para que quepa

Te has comprado ese casco retro que tanto te molaba sin comprobar antes que entraba debajo del asiento de tu scooter y ahora cada vez que lo quieres guardar, lo fuerzas hasta que cabe. Esto es un error porque puedes acabar deformándolo. Lo mejor es asegurarse antes de comprar y, si no, pensar en una alternativa de almacenaje que no suponga llevarlo a presión.

Dejarlo encima de la mesa boca abajo

cojin-casco-tucano-urbano-atollo-neoprene

Tú no eres de los que dejas tu casco colgado en el retrovisor, pero llegas a casa y lo pones en la mesa del recibidor boca abajo. Para ti es el sitio ideal porque como eres algo despistado verlo al entrar y al salir hace que no se olvide. Genial, pero como diría aquel, tenemos una mala noticia y una buena. La mala es que no es bueno que dejes el casco boca abajo ya que no facilita que se ventile (en días calurosos, por ejemplo, no podrás evitar sudar). La buena es que ya hay accesorios para que puedas dejarlo boca arriba con seguridad. La marca Tucano Urbano tiene un modelo por menos de 20 euros, el Atollo, muy práctico para tenerlo en casa, en el garaje o en el trabajo.

ENTRADAS RELACIONADAS

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Puede consultar la información básica de protección de datos aquí