monsanto_portugal

Viaje en moto al centro de Portugal a través de sus aldeas históricas [Primera parte]

Pegadas a la frontera con España, Portugal ha hecho de sus aldeas históricas un reclamo turístico, además de un ejercicio de recuperación de la historia de pequeños pueblos que, en muchos casos, corrían el riesgo de desaparecer.

Nacidas en la Edad Media para evitar el paso de los enemigos hacia el país luso, Almeida, Belmonte, Castelo Mendo, Castelo Novo, Castelo Rodrigo, Idanha a Velha, Linhares da Beira, Marialva, Monsanto,  Piodao, Sortelha y Trancoso resisten como pequeñas joyas del pasado en el corazón del Parque Natural Serra da Estrela y entre las reservas naturales de Serra da Malcata y Serra de la Gardunha.

Son atractivos más que suficientes para que cojas tu moto y hagas un viaje al centro de Portugal. ¡Arrancamos!

almeida_portugal

Almeida

Una de las fortalezas más importantes y mejor conservadas de Portugal está en Almeida. Situada en el centro del país y rodeada de una gran meseta, esta aldea fue víctima de varios asedios a lo largo de su historia, pero ha logrado mantener a salvo nada más y nada menos que 2.500 metros de murallas.

Dicho así no parece demasiado espectacular, pero lo cierto es que si te decimos que tiene la forma de una estrella de doce puntas, la cosa cambia. No queremos chafarte la sorpresa, pero si antes de ir echas un vistazo a imágenes de Almeida desde el aire, verás lo curioso que resulta.

También podrás ver el foso de la fortaleza, con 12 metros de profundidad y 62 metros de ancho. Otras edificaciones pensadas para protegerse de los enemigos son las casamatas, unas galerías subterráneas con 20 salas y corredores. Actualmente alberga el Museo Histórico-Militar de Almeida que es una buena parada si quieres conocer algo más de la historia de Portugal.

BELMONTE

Belmonte

Famoso por su castillo, actualmente es el mejor punto para tener una vista desde lo alto de la Serra da Estrela. Belmonte también es interesante por su judería. La historia cuenta que en esta pequeña aldea se refugiaron y aislaron un grupo de judíos sefardíes que hicieron caso omiso a la orden de convertirse al cristianismo o abandonar el país dictada primero por los Reyes Católicos en España en 1492 y más tarde por el rey portugués Manuel I en 1496.

De hecho, durante más de cinco siglos mantuvieron en secreto los preceptos judíos. Su legado puede verse en la sinagoga, el cementerio judío o un museo judaico que se encuentra en el centro del pueblo.

Castelo Mendo_Portugal

Castelo Mendo

Habitado desde la Edad de Bronce y con restos de un poblado romano en su interior, Castelo Mendo jugó un papel estratégico en la defensa de la frontera frente a los reinos vecinos de Castilla y León. Para una inmersión total, nada mejor que asistir a su feria medieval en el mes de abril en la que se revive costumbres y vivencias de aquella época como torneos a caballo, escaramuzas en las tabernas, visitas guiadas al campamento de arqueros, etc.

Como no todo va a ser guerrear y defender el territorio con uñas y dientes, esta aldea atesora también una de esas historias de amor prohibido tremendas a lo Romeo y Julieta. Con nombres algo menos creativos, Mendo y Menda son los amantes que todo el mundo conoce, pero de los que se sabe más bien poco. Inmortalizados en piedra, se miran por los siglos de los siglos. Él desde el edificio del antiguo tribunal, hoy sede de la Oficina de Turismo, y ella justo en frente desde una casa baja.

Está muy cerquita de Salamanca, no llega al centenar de habitantes y, aunque de su castillo solo quedan los restos, puedes disfrutar de unas buenas vistas al valle del Río Coa. También puedes pasear entre casas quinientistas, nombre que reciben las edificaciones típicas de la época medieval.

Castelo Novo_Portugal

Castelo Novo

No es exclusivo de Castelo Novo, pero su famoso pelourinho en el centro de la plaza nos sirve para explicarte la utilidad exacta de esta columna que también encontrarás en muchos pueblos españoles.

Conocida en Portugal como picota manuelina (y heredera directa de la picota castellana), simbolizaba el poder institucional y, además, era usada para ajusticiar a los delincuentes, es decir, para azotarlos, humillarlos y finalmente exhibir sus restos.

Seguramente ya te ha venido a la cabeza… Y sí, tienes razón, la expresión ‘estar en la picota’ o ‘poner en la picota’ proviene precisamente de estas columnas. La idea era que todo el mundo viese lo que podía pasarle si se desviaba del recto camino de la ley.

La aldea también conserva su castillo de estilo gótico, las murallas de defensa y un entramado de calles estrechas y serpenteantes que te llevarán a descubrir su rica historia.

Castelo Rodrigo_Portugal

Castelo Rodrigo

Típica aldea medieval, está apenas una hora de distancia de Ciudad Rodrigo en Salamanca. Es muy conocida por su castillo y sus murallas que se pueden recorrer con tranquilidad y sosiego. Es quizás uno de los alicientes más importantes de estas 12 aldeas. Ni los autóctonos ni los turistas son un problema. Ambos conviven en armonía, sin masificaciones ni prisas.

Aunque el castillo actualmente está en ruinas, merece la pena darse un paseo. Primero porque, mientras asciendes, recorrerás todo el pueblo y segundo porque tendrás una panorámica de la Serra de Marofa.

Como curiosidad, la Serra de Marofa tiene en su punto más alto –unos 1.000 metros- un mirador con una réplica del Cristo Redentor de Río de Janeiro.

Idanha-a-Velha2

Idanha a Velha

Uno de los pueblos que mejor refleja el paso de la historia. Fundado en el siglo I a.C bajo el nombre de Civitas Igaedinorum, fue tomado por los visigodos y rebautizado como Egitania en el siglo VI hasta que el siglo VIII pasó a manos de los árabes.

Fue reconquistada y cedida a la Orden del Temple que construyó una gran torre defensiva conocida como el Castillo de Idanha.

Visitas imprescindibles en esta aldea son, además del castillo, su puente romano sobre el río Ponsul -que unía las ciudades romanas de Emerita (actual Mérida) y Astvrica (actual Astorga)-, las capillas de São Dâmaso, del Espíritu Santo y de São Sebastião y su conjunto arqueológico.

Como curiosidad, Idanha a Velha conserva un horno comunitario para cocer pan que aún funciona. No nos queremos imaginar lo rico que olerá.

Pilotar en Portugal: algunos consejos útiles

punto1_consejos_concentraciones_moteras

PRECAUCIÓN EN LAS CARRETERAS

Las carreteras portuguesas no son malas, aunque no están al nivel de las españolas. Sin entrar a valorar el estado de unas y otras, sí es un hecho que el país luso tiene menos autopistas y autovías y más carreteras convencionales de dos carriles. Por tanto, nuestro primer consejo es que extremes la precaución. Sin querer asustarte, lo cierto es que el pasado año terminó con 513 personas muertas en las vías portuguesas, la cifra más alta desde 2013.
punto2_consejos_concentraciones_moteras

ATENCIÓN A LA SEÑALIZACIÓN EN LAS VÍAS SECUNDARIAS

Si te informas aquí y allá, también sabrás que las carreteras secundarias no siempre están debidamente señalizadas, así que no estará de más que planifiques tu ruta o vayas con el GPS activado por si te pierdes.
punto3_consejos_concentraciones_moteras

EL 'LÍO' DE LAS AUTOPISTAS Y AUTOVÍAS DE PAGO

Hablando de despistes, mucho cuidado con las autopistas y autovías de peaje porque en Portugal no todas tienen cabinas físicas para pagar y es fácil que pases de largo pensando que te has librado. Nada más lejos de la realidad. Todos los peajes que no pagues te llegarán tarde o temprano a tu casa y puedes acabar pagando 10 veces su precio original. Es conveniente que dediques un rato a entender su funcionamiento y cuál es la mejor vía para no ‘colarte’.
punto4_consejos_concentraciones_moteras

COMBUSTIBLE MÁS CARO

Un clásico de Portugal es su combustible caro, carísimo. De hecho, según datos publicados  por la Comisión Europea en mayo de este año, está entre los 10 países de Europa con el precio por litro más caro tanto en gasolina (1,57 euros/litro) como en gasoil (1,40 euros/litro). Para que te hagas una idea de la diferencia, en España los precios eran 1,35 euros/litro y 1,26 euros/litro, respectivamente. ¡Ojo porque estamos hablando del mes de mayo de 2019! Actualiza precios y tenlo en cuenta en tu presupuesto porque se va a llevar un buen pico.
punto5_consejos_concentraciones_moteras

LA FAMOSA CARTA VERDE

En general, las normas de circulación son las mismas que en España. Límites de velocidad y alcoholemia iguales. En cuanto a la documentación, sopesa la posibilidad de incluir, junto a tu DNI y carné de conducir, la famosa carta verde. Es cierto que no es obligatoria dentro de la Unión Europea, pero no merece la pena perder tiempo de viaje discutiendo con un policía. Por lo que hemos leído, no sería raro que en el país lusitano te paren y te la pidan. Con este documento certificarás que tu moto cuenta con un seguro, con el alcance y los límites establecidos en la ley del Seguro de Responsabilidad Civil de Vehículos a Motor del país donde se produzca el accidente. Tiene una duración anual y tendrás que mostrar también el recibo de pago del seguro en vigor. Normalmente, basta con solicitarla a tu compañía aseguradora con antelación.

ENTRADAS RELACIONADAS

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Puede consultar la información básica de protección de datos aquí